18.9 C
Madrid
jueves, abril 18, 2024

La izquierda lamenta que el PP vea árboles como mobiliario y remarca que «arboricidio es voluntad política, no técnica»

Debes leer

Más Madrid y PSOE han lamentado que el PP considere los árboles como mero mobiliario urbano, sin tener en cuenta las consecuencias de las talas ante la emergencia climática, y han remarcado que el «arboricidio no es un requisito técnico sino una cuestión de voluntad política».

Han sido algunos de los argumentos que se han escuchado en el Pleno extraordinario celebrado en Retiro a instancias de Más Madrid y PSOE, que no han conseguido que la Junta Municipal, presidida por Andrea Levy, haya manifestado su «absoluto rechazo» a las talas autorizadas en el distrito, concretamente en zonas del Paisaje de la Luz y Conde de Casal, por el rechazo del PP y la abstención de Vox.

Desde Más Madrid Ángela León ha explicado que se solicitó este Pleno extraordinario «a partir del compromiso logrado de la Consejería de Transporte para salvar varios árboles en Atocha», compromiso «al que se llegó gracias a la movilización» ciudadana.

Esa actitud contrasta con la de la Junta que preside Levy, que «consciente de lo que suponía para los vecinos, ha decidido no implicarse». El principal grupo de la oposición es conocedor de que las obras no son competencia de la Junta «pero suponen una amenaza para el patrimonio de su distrito, un problema para sus vecinos y eso sí que es su responsabilidad».

PLENO CONVOCADO «CUANDO EL DAÑO YA ESTÁ HECHO»

«Con este Pleno queríamos formalizar ese compromiso de la consejería y que las modificaciones de última hora pudieran extenderse a la calle Sirio para minimizar el impacto pero la Junta, a pesar de la urgencia, ha tardado semanas en convocarlo, cuando el daño ya está hecho», ha lamentado León.

Más Madrid ha afirmado en el Pleno que la sensación que transmite el PP en la Junta, en el Ayuntamiento y en la Comunidad es que «no parece importarles el arbolado, ni los vecinos, ni lo que tenga que decir el Ministerio de Cultura, ni siquiera la Unesco».

«Tenemos que padecer una forma de hacer infraestructuras que pone en marcha un proyecto de 500 millones de euros sin tener en cuenta el impacto medioambiental, social y cultural y un Gobierno que, sólo después de muchas movilizaciones se ha dignado a revisarlo demostrando que había margen para talar muchos menos árboles porque se ha pasado de 1.027 a 600», ha argumentado la portavoz de Más Madrid en Retiro.

Más Madrid está «a favor de la ampliación de la línea 11 pero, en un contexto de emergencia climática todos los árboles son importantes, son imprescindibles».

«A REGAÑADIENTES»

También desde Más Madrid Gorka Ascasibar ha acusado a la Junta presidida por Levy de «abandonar a las vecinas y vecinos de Retiro» ante «un proyecto de infraestructuras que arrasa con gran parte del arbolado del distrito pero que considera que no es de su incumbencia».

«Todo lo conseguido para minimizar los perjuicios que este proyecto va a generar en Retiro se ha conseguido a pesar de usted, a pesar de su grupo político», ha resaltado, después de afirmar que en el PP «han tenido que ir asumiendo a regañadientes todas las alegaciones presentadas por la ciudadanía, reclamadas en la calle con manifestaciones, concentraciones e incluso turnos de guardia para vigilar que no se procediera a una tala sin permiso».

Ascasibar ha subrayado que gracias a la movilización vecinal «se ha obligado a los responsables políticos de la Comunidad de Madrid a cambiar sus planes, salvando más de 50 árboles y demostrando que las dimensiones del arboricidio no eran un requisito técnico, insalvable, sino una cuestión de voluntad política».

«¿Qué hubiera pasado si las vecinas y vecinos de Madrid hubieran asumido que el proyecto era inamovible, que no se podía hacer nada? Pues que en estos momentos tendríamos 400 árboles más talados, muertos», ha subrayado.

«HAY ALTERNATIVAS VIABLES»

La concejala socialista Emilia Martínez ha aplaudido al movimiento ciudadado del No a la Tala por su carácter «ejemplar» en la defensa de «una ciudad verde y habitable, imprescindible para una buena calidad de vida y para combatir la emergencia climática». Su protesta les ha llevado hasta el Banco Europeo de Inversiones.

Martínez ha hecho hincapié en que «hay alternativas viables», a lo que ha sumado «que se están produciendo incumplimientos de las normativas en la ampliación de la Línea 11». El PSOE ha venido reclamando al PP «que revisaran el proyecto, que redujeran las talas al mínimo para poner en práctica todas las alternativas y para que cumplieran con los compromisos que han firmado en el Paisaje de la Luz».

La edil se ha dirigido a Levy para insistirle en que «sí tiene responsabilidad política con los vecinos de este distrito y la obligación de defenderlos, como al patrimonio cultural y arbóreo». «Pero siempre la vemos callada, silente», ha criticado,

«Estamos a favor del transporte público pero queremos una ampliación de la línea 11 que se haga de la mejor manera posible y respetando nuestro patrimonio cultural y arbóreo», ha puntualizado Emilia Martínez al PP, partido al que le ha pedido que sean más «serios» porque no se trata de que haya árboles de izquierdas y de derechas.

Los socialistas consideran que los ‘populares’ ven el arbolado «como un mobiliario urbano, no le da ninguna importancia porque parece ser que no están padeciendo la emergencia climática». También ha remarcado que «están poniendo en peligro el reconocimiento de Patrimonio Mundial del Paisaje de la Luz».

VOX Y «EL USO PARTIDISTA DE LA IZQUIERDA»

En Vox han afirmado hacer suyas las reivindicaciones vecinales para, a renglón seguido, cargar contra «el intento permanente de manipulación y uso partidista que pretende hacer la izquierda» buscando «generar polémica y enfrentamiento a base de convertir en un acto político algo que se debería abordar esgrimiendo argumentos técnicos y de estricto sentido común».

«Resulta obsceno presenciar este intento de la izquierda de apropiarse de unas justas reivindicaciones vecinales que la mayoría de quienes vivimos en Retiro compartimos, sobre todo si tenemos en cuenta los árboles que fueron talados en Madrid durante el mandato de Manuela Carmena al frente del Consistorio», han declarado.

En todo caso han rechazado «una tala masiva e innecesaria» y consideran que «se debería replantear la tala de determinados ejemplares, que deberían gozar de la máxima protección».Copiar al portapapeles

EUROPA PRESS

- Anuncio -spot_img

Más artículos

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Anuncio -spot_img

Último artículo